The Rifles – Freedom To Run

Calentito y recién salido del horno tenemos el nuevo trabajo de The Rifles, Freedom To Run, un disco lleno de energía positiva y de luminosidad que ha contado con la inestimable colaboración en tareas de producción de Chris Potter, todo un veterano en la escena musical independiente y toda una garantía de sonido de calidad; por si eso fuera poco, la grabación del álbum ha sido realizada en Black Barn, el estudio de Paul Weller, admirador de The Rifles y al mismo tiempo una de sus principales influencias musicales. Con Freedom To Run, The Rifles consolidan su lugar en el elenco de las bandas indie más destacadas de los últimos años, despejando las dudas que habían sembrado con su segundo trabajo The Great Escape, que pese a ser un buen disco no terminaba de aclarar cual era el rumbo que la banda quería dar a su música; aún así, muchos seguimos pensando que su primer álbum No Love Lost, él que les permitió el despegue fulgurante de su carrera, sigue siendo su mejor disco hasta la fecha. En Freedom To Run la banda consigue asentar su música y darle una dirección que esta siendo muy bien acogida por el público y la crítica. La base de la música de The Rifles sigue siendo el pop independiente con ese sabor mod y post-punk que les ha marcado desde sus orígenes, pero eso sí con menos aires “revival”; además en este álbum empiezan a coquetear con otros sonidos y estilos: nos encontramos canciones en la línea del power-pop, canciones con aires folk y gana en presencia el sonido del sintetizador. En conclusión, un disco con una mayor variedad musical y mucho más maduro que los anteriores, sin renunciar a sus señas de identidad propias.

Para que lo comprobéis vosotros mismos, aquí tenéis el primer sencillo del disco, Tangled Up In Love, vitalidad y optimismo en estado puro:

 

Así son The Rifles, difícilmente puede uno evitar contagiarse de su optimismo y vitalidad.

 

 

Y para que el optimismo y el ánimo no decaiga, otro de los temas del álbum, Long Walk Back:

 

 

El álbum es bastante bueno y presenta múltiples matices que van a hacer que no nos cansemos de él fácilmente; el único pero que tal vez se le puede poner es que te deja una leve sensación de déjà vu, como si lo hubieras escuchado ya antes… que le vamos a hacer, tampoco vamos a pedir la perfección y esta sensación suele ser bastante habitual en los últimos tiempos, para que nos vamos a engañar.

¡Hasta la próxima entrada!

 

e-pep

Apasionado de mi familia, la tecnología, internet y la música independiente (entre otras muchas cosas...).

Latest posts by e-pep (see all)

Entradas Relacionadas

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 × 1 =